Unable to create /cache/mod_novasfh/sfh_56.xml configuration file.
Click here for more information.
Please update your Flash Player to view content.
Catalán

Oraciones

 
La oración és cosa del corazón: es amar. Y amar lo puede hacer cualquiera.

Para los tiempos litúrgicos, para diversas situaciones, para diferentes momentos, para un momento de encuentro con Jesús.

Invítanos a la mesa de la pobreza
Autor/a: Desconocido/a
Procedencia: Colaborador/a


Señor, hay hombres y mujeres
que son felices por ser pobres, y así lo han escogido.
Han creído que tú eres su riqueza
y la pobreza su tesoro,
por esto han puesto en ti el corazón.
Se saben débiles, pequeños,
a los ojos de los poderosos y de los ricos,
pero se sienten fuertes con tu fuerza,
seguros en tus manos omnipotentes.

Tú cuidas que no les falte el pan de cada día,
el amor de cada hora, el afecto de un corazón, tú,
que sólo sabe amar sin límites ni fronteras.
Tú vistes su desnudez con tu ternura,
como vistes de belleza la encina del bosque,
los lirios de los campos.

Han dejado de lado todas sus preocupaciones
por lo que comerán y vestirán mañana,
y se han entregado a construir el Reino
como única tarea,
a amar a quien necesita afecto,
a servir el necesitado,
a entregar su vida y su tiempo
a quien nada tiene y nada vale
en la cotización de los mercados
de la sociedad de consumo.

Lo que se valora y cotiza en su bolsa de valores
es el amor, la justicia, la paz, la persona,
sin mirar el color de su piel
ni el carné de identidad.
Y tú, el Dios de los pobres,
que eres el pan y el vino de su fiesta,
invítanos a tu banquete.
Haznos un lugar en esta mesa.

 

Infórmate

Hazte amigo nuestro en el

Síguenos en el

Seguir a webdepastoral en Twitter

Comparte este artículo